Home / Pescados y carnes / Carne de conejo: El alimento idóneo en las dietas más saludables

¿Buscas una alimentación más saludable en tu dieta? Tenemos una propuesta para ti: carne de conejo. Poco calórica y con un aporte importante de proteínas y vitaminas, esta carne blanca, tan popular en el pasado, está siendo redescubierta por muchos consumidores.

¿Cuál es el valor nutricional de la carne de conejo?

Los expertos en nutrición recomiendan incluir la carne de conejo dentro de una dieta equilibrada, ya que solo aporta 131 kcal por cada 100 gramos. Junto a otras carnes, como el pollo, el pavo sin piel y los cortes magros de cerdo, la carne de conejo forma parte de los alimentos que se aconseja consumir de 3 a 4 veces a la semana dentro de una alimentación saludable.

Cuenta con proteínas de gran calidad que aportan todos los aminoácidos esenciales que el organismo necesita, además de vitaminas del grupo B (B3, B6 y B12). Concretamente, una ración de carne de conejo aporta más del 100% de la cantidad diaria recomendada de vitamina B3, casi el 40 % de vitamina B6 y el triple de las necesidades de vitamina B12.

Tiene un alto contenido en fósforo y es fuente de selenio y potasio. Además, es importante destacar que su contenido en sodio es bajo, por lo que contribuye a mantener la tensión arterial normal.

¿Qué propiedades tiene la carne de conejo?

Además de mejorar la salud cardiovascular, gracias a su contenido reducido en calorías y en sodio, las proteínas de la carne de conejo son ideales para ayudar al óptimo desarrollo de la masa muscular, a lo que también contribuye su contenido en potasio.

Por su parte, el selenio que contiene la carne de conejo protege a las células frente a los daños oxidativos y su aporte de fósforo contribuye a mantener un buen estado óseo.

Y, por último, el aporte de vitamina B12 contribuye al metabolismo energético normal y ayuda a disminuir el cansancio y la fatiga.

Cómo preparar carne de conejo

La carne de conejo cuenta con una versatilidad gastronómica que permite incluirla en la comida o en la cena,  dando lugar a variados menús idóneos para toda la familia.

Gracias a sus características organolépticas, se puede cocinar de múltiples formas, manteniendo siempre sus propiedades nutricionales, ya sea en recetas tradicionales como guisado, al ajillo, al horno o con arroz, como en otras más originales propias de la cocina más contemporánea.

A nosotros nos encanta la comida más tradicional y por eso os proponemos esta receta de Conejo guisado con patatas y setas que está para chuparse los dedos

¿Eres deportista? La carne de conejo es una gran opción

Las personas que realizan ejercicio físico intenso presentan una serie de necesidades alimentarias distintas a otros grupos de población  y la carne de conejo  es el alimento perfecto que las puede suplir gracias a su adecuado perfil nutricional.

Al ser una carne magra, aporta pocas calorías por ración. Asimismo, su alto contenido en proteínas, minerales, vitaminas y sustancias antioxidantes la convierten en un alimento ideal para deportistas, tanto aficionados como aquellos de alto rendimiento.

Un estudio realizado por el Servicio de Medicina, Endocrinología y Nutrición del Centro de Medicina del Deporte del Consejo Superior de Deportes destacó que es un alimento esencial en la dieta de quienes practican deportes como el hockey hierba, el piragüismo, el golf o la gimnasia deportiva, entre otros muchos.

¿Te ha gustado este contenido? Déjanos tu valoración
[Total: 0 Media: 0]

Suscríbete

Recibe en tu email nuestras recetas y los mejores consejos nutricionales