Home / Salud / Chocolate negro con aceite de oliva, aliados para tu corazón

¿Sois amantes del chocolate? ¿Y del aceite de oliva? Si habéis respondido “sí” a las dos preguntas, estáis de enhorabuena. El consumo de chocolate con una concentración de cacao del 70% y enriquecido con aceite de oliva virgen extra (AOVE) se asocia con una reducción del riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Así lo ha asegurado un estudio de investigadores italianos en el reciente Congreso de la Sociedad Europea de Cardiología. El estudio presentado indica que esta combinación incrementa los niveles del colesterol bueno.

Siempre se ha considerado que una dieta sana, rica en vegetales y frutas, puede reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, hay otros productos –menos evidentes– que pueden formar parte de esa dieta saludable. Por ejemplo, diversas investigaciones han demostrado que el consumo de productos como el chocolate negro, con altas concentraciones de cacao, se asocia con beneficios para la salud, incluyendo el sistema cardiovascular. Las investigaciones más recientes afirman, además, que el chocolate negro enriquecido con aceite de oliva virgen extra es beneficioso para atenuar el riesgo cardiovascular.

“Descubrimos que pequeñas dosis diarias de chocolate negro con un añadido natural de polifenoles procedentes del aceite de oliva virgen extra se asociaba con una mejora del perfil de riesgo cardiovascular”, ha asegurado la cardióloga Rossella Di Stefano de la Universidad de Pisa, autora principal del estudio.

Aceite de oliva para enriquecer chocolate

Aceite de oliva virgen extra y una variedad de manzana
El equipo investigador ha estudiado la asociación entre el consumo de chocolate con alto contenido en cacao enriquecido con aceite de oliva virgen extra, por un lado, y con manzana roja Panaia (una variedad de esta fruta reconocida por su alto contenido en fenoles y antioxidantes), por otro, y el desarrollo de ateroesclerosis en personas sanas con riesgo cardiovascular.

¿Cómo se llevó a cabo el estudio? Durante 28 días se administró 40mg de chocolate puro a personas fumadoras, con hipertensión o con antecedentes de enfermedad cardiovascular. En el estudio participaron 14 hombres y 12 mujeres con, al menos, tres factores de riesgo (fumadores, con hipertensión o con antecedentes de enfermedad cardiovascular en su familia). Durante la mitad del periodo, el chocolate se enriqueció con un 10% de aceite de oliva y, durante la otra mitad del tiempo, se hizo con casi un 3% de manzana roja Panaia.

Comparando ambos resultados, se determinó que el chocolate con aceite de oliva está asociado “a un incremento de los niveles de las células progenitoras endoteliales (EPC, por sus siglas en inglés), es decir, aquellas destinadas a convertirse en vasos sanguíneos, y una disminución de la carnitina (responsable del transporte de ácidos grasos para la obtención de energía metabólica)”, según han afirmado los responsables del estudio. Esto se traduce en que el aceite de oliva virgen extra puede ser un buen aditivo alimentario para ayudar a preservar nuestras células reparadoras.

Además, los expertos evaluaron también la progresión de la ateroesclerosis a través de los cambios metabólicos, el perfil lipídico o la presión arterial y registraron que el consumo de chocolate enriquecido con aceite de oliva se asocia de manera significativa al incremento del colesterol bueno, así como a una disminución de la presión arterial.

Sin duda, son buenas noticias para los consumidores, ya que consumir chocolate enriquecido con aceite de oliva es una manera estupenda de proteger nuestro corazón.

¿Te ha gustado este contenido? Déjanos tu valoración
[Total: 0 Media: 0]

Suscríbete

Recibe en tu email nuestras recetas y los mejores consejos nutricionales