Estofado de rabo de buey

Ingredientes

Ingredientes para 6 comensales:

  • 2,5 kg de rabo de buey
  • 2 cebollas
  • 2 zanahorias
  • 150 gr de panceta de cerdo
  • 50 gr de mantequilla
  • 300 gr de champiñones
  • 1 l de vino tinto
  • Laurel
  • Tomillo
  • Harina
  • 1 pastilla de caldo de carne
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación

Sea la estación del año que sea, este estofado de rabo de buey va a conquistar tu recetario personal. Su sabor es exquisito y su elaboración no es muy complicada para ser un plato tan contundente. Prueba a cocinarlo una vez y verás cómo es cierto lo que te estamos diciendo.

1. Para preparar este estofado vamos a comenzar por cortar en trozos no muy grandes el rabo de buey, la cebolla y la zanahoria. Colocamos la carne y las verduras en un bol con un chorrito de aceite de oliva virgen y el vino, y lo dejamos tapado reposando durante toda la noche hasta cocinarlo al día siguiente. De esta manera, el rabo de buey cogerá un sabor mucho más intenso.

2. A la hora de cocinar este estofado, colocamos una cacerola en el fuego con un chorrito de aceite de oliva virgen. Cuando esté caliente, doramos los trozos de rabo de buey previamente enharinados. Además, añadimos la panceta para que suelte toda la grasa y sabor. Una vez listo, sacamos toda la carne a un plato cubierto con papel absorbente y la reservamos.

3. En la misma cacerola en la que hemos cocinado la carne, echamos las verduras y las dejamos sofreír hasta que estén blanditas (el vino en el que se han macerado lo reservaos para después). Entonces, añadimos la sal y la pimienta al gusto, el tomillo, la hoja de laurel y la pastilla de caldo de carne. Dejamos que los sabores de los ingredientes se integren removiéndolos con una cuchara de madera.

4. Pasados cinco minutos, añadimos los trozos de rabo de buey junto con la panceta, y lo echamos agua hasta cubrir todos los ingredientes. Añadimos el vino que hemos reservado de la maceración de las verduras y dejamos que el estofado cueza a fuego medio.

5. Para terminar, doramos unos champiñones en una sartén aparte con un poquito de aceite de oliva virgen y, casi al final de la cocción del estofado, los echamos en la cacerola. Pasados 5 minutos y siempre que veamos que la salsa está en su punto, podemos servir el plato acompañándolo de lo que nos guste (una buena opción es cocinar un poco de arroz) y un poco de pan para remojar en la salsa.

¿Te ha gustado este contenido? Déjanos tu valoración
[Total: 0 Media: 0]

recetas relacionadas

receta-salmorejo-huevo-jamon-aove

Salmorejo con huevo y jamón

Pizza con pepinillos

Pizza con pepinillos

Manitas de cerdo en salsa

Manitas de cerdo en salsa

cordero-asado-con-patatas

Cordero asado con patatas

Suscríbete

Recibe en tu email nuestras recetas y los mejores consejos nutricionales