Pizza con jamón y calabacín

Pizza con jamón y calabacín

3 Personas /
15 min


Ingredientes

Ingredientes para 3 comensales:

Ingredientes para la masa
300 gr de harina
10 gr de levadura fresca
190 ml de agua
1 cucharadita de sal
2 cucharadas de aceite de oliva virgen
Papel para hornear

Ingredientes para la cobertura:
50 gr de tomate frito
120 gr de jamón serrano
1 calabacín
1 cebolla morada
1 guindilla
70 gr de mozzarella
1 lata de aceitunas negras
Orégano

Preparación

El jamón, cuando lo tomamos caliente, tiene un sabor muy diferente a cuando lo tomamos a temperatura ambiente con un poquito de pan para acompañar. Comprobaréis que esta pizza con jamón y calabacín destaca mucho por el sabor del jamón precisamente pero, si probáis a hacerla sin calabacín, pierde toda la magia.
1. Para preparar la masa de la pizza echamos la harina en un bol tamizándola y la esparcimos de tal forma que la ponemos en forma de un volcán. En el medio echamos la levadura fresca disuelta en el agua tibia junto con la cucharadita de sal y las dos cucharadas de aceite de oliva virgen. Mezclamos todos los ingredientes con las manos y enharinamos una superficie plana para continuar trabajando la masa en ella.
2. Entre nuestras manos y el rodillo, vamos amasando la masa hasta que consigamos que no se quede pegada a los dedos. Entonces, hacemos una bola con ella y la ponemos en el bol tapada con un trapo húmedo para que doble su volumen.
3. Pasada una hora más o menos, sacamos del bol la masa y la ponemos de nuevo en la superficie enharinada. Volvemos a trabajar la masa y, con ayuda del rodillo, la dejamos con forma de pizza. Entonces, la colocamos sobre la bandeja del horno forrada con papel para hornear, y la dejamos reposar.
4. Como ya tenemos la masa lista, podemos montar la pizza. Para ello, echamos la salsa de tomate extendiéndola por toda la superficie.
5. A continuación, ponemos la mozzarella en rodajas y, encima, el calabacín, el tomate y la cebolla morada, todo ello también en rodajas.
6. Por último, esparcimos el jamón serrano en taquitos junto con el orégano y la guindilla troceada.
7. Con el horno precalentado a 180º, metemos la pizza en el horno y la dejamos entre 15 y 20 minutos para que la masa quede crujiente.

Suscríbete

Disfruta con nuestras recetas, ofertas, vídeos, juegos y promociones