Pasta con mariscos Spanish Esta pasta con mariscos es más común en Italia que en España. El motivo no es que Italia tenga todos los platos de pasta que queramos, y más, sino que

Pasta con mariscos

Pasta con mariscos

2 Personas /
30 00:00:30 min

Ingredientes

Ingredientes para 2 comensales:

250 gr de pasta
12 almejas
100 gr de langostinos pelados
1 diente de ajo
200 ml de nata
150 gr de champiñones
50 gr de queso rallado
30 gr de mozzarella
1 cucharada de albahaca
Aceite de oliva virgen extra
Sal y pimienta al gusto

Preparación

Esta pasta con mariscos es más común en Italia que en España. El motivo no es que Italia tenga todos los platos de pasta que queramos, y más, sino que en España estamos más acostumbrados a cocinar los mariscos con arroz, ya sea paella u otro tipo más caldoso. Por eso, creemos que esta receta puede ser un buen empujón para salir de las tradiciones y empezar a probar otro sabores.
1. Limpiamos bien los champiñones con abundante agua para que no quede rastro de la tierra que sueltan, y los cortamos en trozos. Poner un poco de aceite de oliva virgen extra en una sartén y, cuando esté caliente, echamos el diente de ajo laminado y dejamos que suelte su sabor.
2. Antes de que el ajo se dore, echamos la albahaca en la sartén y la removemos bien con el aceite para, a continuación, añadir los champiñones. Añadimos un poco de sal y de pimienta al gusto, y los dejamos que se ablanden.
3. Ponemos las almejas en un bol con un poco de agua en el microondas y, cuando se hayan abierto, colamos el jugo y lo echamos en la sartén con los champiñones.
4. Cuando los champiñones estén tiernos, echamos los langostinos pelados en la sartén y los removemos para que cojan el sabor del aceite. Cuando estén transparentes, echamos las almejas, apagamos el fuego y lo reservamos.
5. Ponemos otra cacerola en el fuego y echamos en ella 150 ml de nata reservando 50 ml para cuando más adelante. Cuando esté caliente la nata, echamos el queso troceado removiéndolo a fuego medio. Cuando se vaya derritiendo, añadimos la mozzarella rallada, unas hebras de azafrán y un poco de sal y pimienta al gusto, y continuamos removiendo. La salsa tiene que tener una textura espesa, por lo que podemos ayudarnos con una batidora eléctrica y quizás sea más fácil.
6. Cuando la salsa de queso tenga la textura adecuada, echamos el resto de la nata y terminamos de cocerla.
7. En otra cacerola aparte, cocemos la pasta con abundante agua y un poquito de sal. Cuando esté al dente, la sacamos de la cacerola colándola y la pasamos por debajo del grifo con agua fría para que se despegue.
8. Echamos la salsa de queso en la sartén con los langostinos, las almejas y los champiñones, y la mezclamos bien. Por otro lado, ponemos la pasta bien escurrida en una fuente grande y echamos la salsa mezclando bien todos los ingredientes antes de servirla en la mesa.
SI nos gusta, podemos servir la pasta con un poco de albahaca fresca por encima.

Suscríbete

Disfruta con nuestras recetas, ofertas, vídeos, juegos y promociones